masdehipodromos.com
martes 18 junio 2024



- 18/02/02
Resultado de la quinta jornada de carreras en Pineda
La vuelta al ruedo de espinete

Por King Of Kings

  • Cierto es que la quinta jornada de carreras en el hipódromo de Pineda no presenta un programa especialmente interesante, pero no esperaba yo que el principal patrocinador de la temporada sevillana, que no es otro que el sol, se ausentase el día del Maestranza. ¡ Hombre, Lorenzo, no me jodas !. Sin campeones en pista ni posibilidad de broncear el careto, un domingo de carreras pierde gran parte de su atractivo, pero aún le sobran varios “stones” para desclasar al resto de actividades domingueras, como demuestra una más que aceptable entrada de público en el recinto, el cual se dirige poco a poco hacia el paddock para presenciar el paseíllo circular de los siete participantes del Premio Tío Pepe. Les confieso que uno ha visto desfilar ya tantas veces a los Royal Taz & co. que no puedo evitar entretenerme pensando cosas como que Monsieur Le Blanc luce unas anteojeras propias de la película Ivanhoe, o que Neptuno es un ejemplar enorme salvo que lo compare con Jesús Gómez Millán, o que Philippi, quizás por lo del gran premio Maestranza, luce una llamativa herida en su tercio posterior como si se tratase de un jamelgo utilizado para la suerte de varas. Jamelgo o no, Philippi se hace con el mando de la carrera nada más abrirse los cajones, acompañado por Next Blade, aventajando la pareja de fugados en varios cuerpos a Royal Taz y Monsieur Le Blanc, mientras Sephar opta por esperar detrás y Neptuno encuentra dificultades para seguir el paso. A mitad de la recta de enfrente, los conductores pierden su fuelle, y Monsieur Le Blanc pasa a comandar el pelotón. Sephar gana posiciones y Neptuno sale de la cola. Antes de la curva, Horcajada ve como Monsieur Le Blanc se dispara, y él, que debe ser fan de Javi Cantero, se pone “calentito” mientras más acelera el careto de la cuadra Sherry y en lugar de reservarlo para los metros finales, le pide al máximo, entrando ambos muy destacados en la recta final. Sin embargo, el hijo de Alzao paga el esfuerzo a 150 metros del poste, momento en el que surge muy fuerte J. L. Martínez con Sephar para hacerse con el triunfo, superando al agotado Monsieur Le Blanc y a un rematador Neptuno, perjudicado por el fuerte paso inicial. Litho es cuarto y el corneado Philippi entra andando.

    SEPHAR (J.L.Martínez) sin problemas. Foto: EquipoZoom

  • Trocito de Royal Ascot en el paddock de la segunda carrera por lo elegante de M. Calcines y F. Pérez, preparadores de Lucifer Chief y Eolo respectivamente. Ambos se parecen mucho a Miguel Ángel Ribera. Los dos potros toman el testigo de sus entrenadores y acaparan el liderazgo de la prueba desde los primeros metros, mientras Forzando sale mal y Schottky acaba pronto, pues desmonta en la primera curva a su jinete, D. Sánchez. Una vez más la lógica se impone a cielos e infierno, y Lucifer Chief y Eolo se ven superados en la recta por los favoritos Frades y Fast Flower, llegando los conductores a continuación. Frades, montado por P. Borrego (quinta victoria de la temporada) ha tenido que esforzarse mucho más que en su debut en la pista ante el acoso de su compañera de preparación Fast Flower, que ha vuelto a rematar con muchas ganas.

    FRADES (P.Borrego) repitió. Foto: EquipoZoom

  • La tercera de la mañana es algo así como una novillada, pues lleva también el nombre de Real Maestranza de Caballería de Sevilla, pero sin “Gran Premio” delante. El buen aspecto de Orchard Raider contrasta con el de Palmilixa, que parece poco en forma. ¡¡¡ Vaya, si no es Palmilixa, sino José A. López Álzas !!!. Perdón por el error, pero tan tordo y pegado siempre a Ovidio... En cualquier caso, la verdadera Palmilixa tampoco demuestra muchas ganas de correr mientras Orchard Raider, favorecido por el poco paso de la prueba, vence sin oposición pese a los 71 kilazos. T. Callejo ha sido su jinete y Diana López el de Kantauri, segundo en la meta. El hijo de Sharp Néarly no para de mejorar desde que salió de la cuadra de Álvaro Soto; ¿que opinará Juan Puerta al respecto?. En fin, digamos que el trío lo completó Ralphman y pasemos al Gran Premio, que el único oso con sentido del humor es Yogui.

    ORCHARD RAIDER (Sr.Callejo T.)

  • Old Cataract está precioso como viene siendo habitual, mientras el aspecto de In The Dusk provoca opiniones encontradas: para unos demuestra clase y para otros es un penquete. El que sepa de esto, que levante la mano. Yapaardir exhibe un bonito físico, aunque el público masculino solo tiene ojos para Greenbrook. Jack no está brillante, pero tampoco sobrado de grasas, mientras Selaya da muestras de nerviosismo a través del sudor. A General Monck llevo viéndolo tantos años que es él quién me dice “estás más gordo”. “ Recuerdos para la buena de Merton Mill”, le respondo. Tras la foto de todos los gentlemen, los caballos salen a la arena, ¡¡¡ LA ARENA DEL MAESTRANZA !!!.

  • Llego a la tribuna y allí me doy cuenta de que acabo de perderme el acontecimiento de la temporada: ni Herculano, ni Slipstream King, ni Red Bull... ¿Alguien imagina las instrucciones que pudo darle J. Salguero, el inefable “Quini”, al gentleman alemán Sr. Séller?. Jamás me lo perdonaré. Para compensarlo, decido ver la carrera junto a él. Old Cataract toma la punta e impone un ritmo cómodo, sin que nadie le atosigue hasta la recta de enfrente. Allí, Greenbrook avanza hasta el segundo puesto y comienza a acercarse a Old Cataract. En la entrada de la curva ya marchan igualados, incluso Greenbrook se pone por delante. La recta sigue siendo cosa de dos en los primeros 200 metros, pero a partir de ahí, Greenbrook se marcha hacia la meta con facilidad, mientras Old Cataract se conforma con aguantar el remate de Jack. Cuando Greenbrook está a muy poco del poste surge un grito desde la tribuna: ¡¡¡ Niño, cabroooooón !!!. El “Quini” festejaba así la gran monta de su hijo J. J. Salguero sobre Greenbrook, mientras su pupilo In The Dusk era cuarto. El finlandés Bengt Andersson, preparador de Greenbrook, sale a la pista para recoger al vencedor. Con un corte de pelo a lo espinete y su habitual sonrisa de oreja a oreja, da la vuelta al ruedo de Pineda en pos del recinto de balanzas, donde es recibido entre aplausos. Mi amigo JILG no para de gritar a la chica que lleva a Greenbrook “ CONGRATULATIONS, BRIGGITTE, BRIGGIIIIIITTE...”. Briggitte pasa en un momento de la felicidad al miedo. No me extraña. Mientras tanto, Rafael Martínez, presidente de la AEGRI, comienza a sacar botellas de manzanilla y champán. Aquello parece más una reivindicación pro-botellón que la celebración de un triunfo. Repartidas las botellas, suena el himno de ¿España?. El volumen está muy bajo y no sé si la débil melodía viene de megafonía o de algún transistor de todo a 1 euro. Andersson sigue riéndose mientras el público se retira. No saben que al igual que en la auténtica Maestranza, después de la faena, entran las mulillas.

    GREENBROK y BRIGGITTE. Foto: EquipoZoom

  • Pues bien, después del Gran Premio vienen los anglo-árabes, entre los cuales, Hainaban, montado por D. Delgado, trotó algo menos lento que el resto.

    HANIBAN (D.Delgado) fué el mejor de la de Anglo-Arabes. Foto: EquipoZoom











  •  
    Quienes Somos | Staff | Turfinyoursite

     

    Replica Balenciaga Navy Cabas Replica Chloe Pixie bag Replica Hermes Evelyne Replica Prada diagramme