masdehipodromos.com
lunes 14 octubre 2019



Francia - 15/07/02
EUGENE ADAM con gusto de Grupo 1
Del ganador BURNING SUN y otros por él hoy batidos, es probable que se hable en próximas carreras de primer nivel

Por César A. Guedeja-Marrón de Onís

  • Un grupo 2 con campo de grupo superior no es muy corriente. Normalmente, con aplastante lógica, los caballos de la máxima calidad no comparecen en carreras de categoría inferior buscando la victoria en ellas como objetivo en sí, sino más bien como preparatorias ( Niel, Foy, respecto al Arco, por ejemplo) antes de la competición a la que se apunta en verdad.

  • Hay ocasiones en que, por circunstancias diversas, desde lesiones hasta cautelas de preparadores para rehuir enfrentamientos demasiado prematuros o demasiado exigentes, o bien por razón de la distancia, se reúnen para la disputa de un grupo 2 ramilletes de participantes que bien podrían, sin desdoro, batirse en grupo 1.
  • En parte es lo que ha sucedido alguna vez con el Prix Eugène Adam, carrera de 2.000 metros, que se corre en el divertidísimo hipódromo de Maisons Laffitte, acogiendo a potros y potrancas de tres años, castrados incluidos, con un juego de recargos mínimo: 2 kilos si se ganó un grupo 2 y 3 si una de la elite.
    Así lo prueba el historial de la prueba en el caso, como ejemplo apabullante, de Dubai Millennium, que encadenó después cuatro grupos 1. O de Carnegie (Arco), sin remontarnos a Highest Hopes, Crow, Gay Mecene, Arcangues, Dr. Fong o el ganador del año 2001, King of Tara.

  • Este año, para embolsarse los 54.000 euros asignados al vencedor, no había ventaja alguna. Todos machos, a 56 kilos, con calidad teórica en su mayoría, y demostrada en algún caso en la pista. Y todos USA, salvo Tau Ceti (Hernando) un excelente potro GB, mantenido inscrito por Hammond en el Derby hasta el momento del último forfait y que venía de ganar muy bien en Chantilly, evitando el Jockey Club. Por otra parte, teníamos a Louveteau (Bahri), un Wildenstein que corrió el Jockey Club, fracasando por la distancia, estimada por Lellouche, su preparador, excesiva para sus posibilidades. A Aramram (Danzig), que dio la “espantá” en la curva del Jean Prat, desmontando a Drowne, para después rehabilitarse nada menos que en el St. James Palace St, grupo 1 del Royal Meeting de Ascot, con un buen tercer puesto. A Burning Sun (Danzig), de K. Abdullah, favorito de la carrera según especulaciones pre-hipódromo, cuya última aparición fue satisfactoria en Ascot, ganando una listed con buen campo. Completando el programa, encontrábamos a Gulf News (Woodman), recientemente laureado en el mismo hipódromo y metraje que propone el Eugène Adam, al que Fabre consideró digno de ser suplementado y, en fín, a Kaieteur (Marlin), un elemento entrenado en Gran Bretaña, que venía de ser cuarto en el grupo 2 K. Edward VII St. de Ascot, bajando, por tanto, de 2.400 a 2.000 metros, al igual que Louveteau.

  • Favorito salió en realidad este, con moderación ( 3,8 a 1) porque la carrera se anunciaba muy abierta. Le seguía Tau Ceti, a poco más de 4 a 1 , con Burning Sun a casi 5. El único abandonado era Kaieteur, a 10.
  • La salida vuelve a exhibirnos las “habilidades “ de Aramram, parándose casi nada más partir, para torcer la cabeza a un lado y a otro, tirar salvajemente , perder mil cuerpos, y obligar al pobre Drowne a usar todos sus recursos para enderezarle y, a duras penas, unirle al pelotón por dentro. Conducía ya Pat Eddery, mi admirado D. Patricio, sobre el más olvidado competidor, Kaieteur, delante de Burning Sun, Gulf News, Tau Ceti y Louveteau.
    En la curva, con Gulf News (blinkers) en segunda posición por fuera, Aramram se niega a seguir los dictados de su jockey y, como ya hiciera en el Jean Prat, se va hacia las cuadras y expulsa de encima a su sufrido jinete, que debe soñar con él. Y menos mal que parece no ha resultado lesionado. Quizá deban correrle con cuerda a la izquierda....o dedicarle a otra cosa.

  • Kaieteur aguanta bien delante, con la inestimable ayuda del “viejo” Eddery, ante el ataque pronto de Burning Sun, padeciendo el despliegue enérgico de Quinn, y el excelente final de Tau Ceti, “ montado” tardíamente por Také, y de Louveteau. El de Abdullah consigue vencer la resistencia de Kaieteur y se planta en la meta con una ventaja de casi un cuerpo, dejando atrás la lucha entre Louveteau y Tau Ceti que, en fotografía, llegan a un cuerpo de Kaieteur, en ese orden. Casi al trote, Gulf News se adjudica los 3.300 euros del quinto puesto, a un millón de cuerpos de sus adversarios. Esta vez, Fabre erró.

  • A mí me ha gustado la carrera. El ganador, del que con razón decía el manager de “mi” cuadra que va mejorando, que es más fuerte día a día, demuestra clase y consistencia y creo que aún tiene que mejorar. Su tiempo alrededor de 2’05 en terreno muy blando (4.1, según el instrumento de medida) es bueno, dentro de la media alta. Me alegra también que el poco viajero Cecil consiga una victoria importante tras sus muchos avatares, imputables a problemas personales, a los que, como de costumbre, no son ajenas las mujeres. Un entrenador de los mejores, si no el mejor, con permiso de D. Michael Stoute, de Inglaterra. Que es como decir del mundo.

  • Quinn ha montado con la eficacia y fuerza precisas y con el sentido del paso que convenía. El que, a mi juicio y concediendo que soy algo exigente, le faltó a Také. No creo que a Boeuf, sobre Louveteau, porque este requiere una espera decidida... y a ver qué sucede.
    Bonito E. Adam, del que volveremos a hablar como antecedente de otras futuras carreras importantes. Posiblemente, de grupo 1.










  •  
    Quienes Somos | Staff | Turfinyoursite